jueves, 8 de octubre de 2009

Un jueves que comenzó muy bien, fue empeorando y todavía no termina.

Todo empieza a verse gris cuando en clases de inglés te hacen pensar durante una hora lo que el resto del mundo (inclúyase familia, amigos, sociedad) esperan de ti y lo que en realidad quieres hacer de tu vida. Cuatro minutos para la primera parte y como diez para la segunda. Odio, simplemente ODIO que me pregunten qué quiero de la vida, es la antesala de una serie de pensamientos depresivos e inseguros de lo que quiero hacer, sé lo que quiero hacer, no sé si puedo lograrlo.

Luego el tráfico de esta pequeña e infernal ciudad, mientras más rápido quieres llegar a tu casa, más carros ves delante de ti y más te pones a pensar en lo de la vida, las canciones que acompañan esos pensamientos son el perfecto soundtrack, podrías llamarlo masoquismo, podrías cambiar de canción, pero quieres que sea así.

Llegas a casa y te confirman que mañana viajas todo el feriado al oriente a pasar con la familia que vive allá, tienes ganas de confesar que no quieres ir, que prefieres quedarte en casa durmiendo, pero mejor te ahorras las palabras porque sabes que no te dejarán quedarte. Al contrario, están entusiasmados por la salida y hasta te piden que asegures las baterías de la cámara para tener unos lindos recuerdos.

Sigues pensando en lo de la vida... Se supone que debes tener un título, buscar un posgrado, sacar beca, trabajar, ganar sueldazo; se supone también que al ser la hija menor tienes menos posibilidades de lanzarte sola al mundo y de ser independiente. Se supone que no debes equivocarte. Se supone que lo que dicen tus papás es ley y tienes que obedecerla siempre.

Y qué quieres de la vida? No sabes. Los pensamientos de hace algunos años donde querías salir a la calle y aparezca algún imbécil y te lance el carro van siendo reemplazados por... nada. La mente se va poniendo en blanco y crees que la felicidad es una utopía.

6 comentarios:

mauflagrum dijo...

que quieres de la vida?.... maldita pregunta, concuerdo contigo... cada que me la hacen quisiera responder: mi sueño siempre fue ser un G.I. Joe, y combatir a Cobra, pero eso no queda, así que digo: SER ALGUIEN, para darle la razón al mundo de que no "se es alguien" hasta que demuestras lo contrario, y mientras tanto, pues eres NADIE.... que ambiguedad para pendeja y antigramatical!

je, perdon la verborrea, suerte y que todo se mejore

Clemente dijo...

Yo creo que querer es poder. Si dejas de soñar, dejas de vivir... aunque sólo sea una ilusión que hace andar tus pasos, vale la pena morir iluso que vacío y con remordimiento.

Sorry, it's just what I think!

http://laplumadelmono.blogspot.com

Mono dijo...

♫ ♪ Quiero ser millonario, y comprarme cosas Lindas, que otros hagan mi trabajo, y yo me bañe en la piscina ♫ ♪ ♫...

Suerte!...

Paulo dijo...

No pense que habias tenido un jueves similar al mio...

tengo demasiadas presiones por lo que los que me rodean esperan de mi. que en realidad no es nada de lo que imaginan.

muy pronto en mi blog, sabran la razon de por que no quiero hacer lo que los que me rodean quieren que haga...

Estoy a pocas horas de hacer algo que se que va a cambiar todo el rumbo de mi vida...

Nat, nunca dejes tu mente en blanco y hay que equivocarse para llegar a lo correcto.

Adriana dijo...

Pufff sí que me he sentido identificada con este post! En realidad es exactamente ese el problema... cuando nos obligan a pensar en lo que querenos de la vida... mierda! eso es como darle alas a mi existencialismo.... y vuela alto alto alto!

Y la verdad, es que a veces quiero todo, y a veces no quiero absolutamente nada!... Qué complejidad

Ojalá nuestras neuronas nos den descanso... y nos dejen relajar...

Un abrazo fuerte!

Anónimo dijo...

IDEM..

 

Copyright 2010 nat.

Theme by WordpressCenter.com.
Blogger Template by Beta Templates.