miércoles, 19 de agosto de 2009

Es prácticamente lo que me dan a entender algunos personajes con los que he salido a lo largo de mi vida, bueno no todos... algunos, muy caballerosos por cierto. No daré nombres para que no haya resentimientos, así que si sabes que tengo un blog, lees este post y te llega pues BACÁN... jajaja.

Bueno, resulta que cuando alguien sale con la nat a ella no le gusta, odia, detesta y hasta le hace sentir un poco incómoda cuando el individuo en cuestión quiere pagar toda la cuenta, sea de comida, cine o pasajes, este es y ha sido motivo de discusión durante mucho tiempo tanto con amigos como, en su época, con compañeros de trabajo. Yo sostengo que si una invitación para salir consiste en compartir un buen rato con la otra persona, esto también debería afectar el asunto gastos. Ellos sostienen que si ellos invitan es porque ellos van a pagar todo, que no me preocupe, etc.

La primera vez que salí con mi hermano a un concierto, de Tanque creo que era, lo primero que me dijo antes de subir al bus fue: Cada quien mata su chancho, a lo que yo le respondí con un Qué? Y ahí me explicó que él no se encargaría de los gastos que yo iba a representar, tuve que asentir y desde ahí comenzar a llevar más dinero cada vez que salía con él. Más adelante, cuando conversaba con mis amigos de la u, solían decir que sufrían cuando le invitaban a una chica a salir, porque les tenían que pagar absolutamente todo y eso representaba un adiós a los ahorros y por consiguiente a que se traten bien, comprarse ropa, zapatos, lo que sea. Finalmente, y como es conocido, mi relación con mi padre no es básicamente un modelo a seguir y varias veces durante mi adolescencia y épocas posteriores me sacó en cara que fui un montón de gastos más para él (comenzando por mis estudios en un colegio particular).

¿Necesito más razones? Yo soy como soy por una serie de acontecimientos y cosas que he ido aprendiendo en mi corta vida... y de la misma forma algunas personas me están haciendo aprender que a veces solo debo agradecer y dejar las cosas así cuando detalles como el "Cuánto salió la cuenta" no deben ser de mi total conocimiento y responsabilidad.

Dudo que se me pueda borrar la maña.

7 comentarios:

El Sebas dijo...

Mi estimada Nat hay veces que uno paga encantado de la vida y porque te fluye, no soy de los "caballerosos" según la definición de mi ex que medía la caballerosidad en cuanto gastas ponte, lo que pasa es que a veces los roles se han encargado de moldear al caballero como todo un papichulísimo que debe demostrar que está en capacidad de rescatar princesas, solventar gastos de comida, transporte, manutención y afines... Creo que todo gesto debe ser sincero, no forzado, la caballerosidad o el afecto se puede demostrar en muchos más peques detalles que a veces salen baratísimos... claro que también a diferencia de ti todavía siguen rondando por las calles muchas de esas que se creen princesas y que miden el afecto en diner, malenseñando a muchos y quebrando a otros tantos y dañando a algunos que luego empiezan a pensar que el amor, afecto se muestra en objetos, cafés, pasteles, bombones, flores, joyas y no en acciones y pequeños detalles... Un abrazo

andrescontilde dijo...

la dosis es que no dejas de ser caballero por dejarte invitar... si una niña me invita algo bacán. Lo triste es que muchas veces he escuchado de tipos que le echan en cara a sus parejas todo lo que les han invitado, ridículo...

Paulo dijo...

Creo que se ha vuelto "costumbre", de que el que invita paga. A los hombres se nos ha inculcado que nosotros somos los que debemos invitar, bueno así me enseñó mi padre... incluso he llegado a la conclusion de que esto de que el que invita paga TODA la cuenta es tambien parte del machismo.

Jimmy dijo...

Bueno, eso de quien quiere pagar y quien debe pagar es relativo, todo depende de la persona y de lo que quiere demostrar pagando todo el consumo... Si hay una linda mujer uno paga encantado, y hasta de mas jaja, pero si ella quiere colaborar pues me enamoraria mas porque da a entender que es una mujer decidida, derecha y de buen corazon..

Saludos

mjormy dijo...

Opino que es saludable llegar a un consenso, hoy por ti, mañana por mí.. A mí me ha resultado chévere.
Un abrazo!

mauflagrum dijo...

para que cambiar? así está bien, yo cada que salgo con alguien, desde un principio hago uso de la frase que tu ñaño te dijo "cada quien mata su chancho"...

y ahora que lo pienso, por eso no salgo mucho jaja, pero bueno, preferible que lo odien a uno por sincero, que por mentiroso

saludos

radicaLibre dijo...

Divide costos y maximisa tus ganancias! Si yo pongo el carro, ella pone la gasolina, si yo pongo el cine, ella pone los snacks, si yo pago la comida, ella paga las bebidas y así el universo sigue en equilibrio para ambos.

 

Copyright 2010 nat.

Theme by WordpressCenter.com.
Blogger Template by Beta Templates.